En busca de la materia oscura en el LHC

Vamos a entrar en materia XD.  Vale, ahora en serio, hoy toca hablar de materia oscura. Si la imagen de cabecera te ha hecho un mínimo de gracia, quizá sepas de qué va el asunto. Si no, no importa porque te lo voy a contar.

Continúa leyendo En busca de la materia oscura en el LHC

Los oxímoros de la ciencia

Por fin he escapado de los compromisos navideños y acudo al blog con un planteamiento que es casi una diversión. A veces puede ser entretenido mezclar ideas sólo por el placer de hacerlo —ojo que estoy improvisando un poco— pero lo que tengo claro es que hoy quiero jugar con los oxímoros.

El oxímoron es una figura literaria que consiste en usar dos conceptos de significado opuesto, o casi, en una sola expresión para generar un tercer concepto. Es un recurso interesante, a veces poético, que ayuda a profundizar en el significado de las cosas. Por ejemplo, Francisco de Quevedo en su poema Definiendo el amor, hace uso de varios oxímoros para tratar de transmitir la ambigüedad que este complejo sentimiento despierta:

“Es hielo abrasador, es fuego helado… es una libertad encarcelada…”

La propia palabra Oxímoron, significa afilado y romo, o agudo y tonto según su acepción, por lo que dicha palabra es un oxímoron en sí mismo. Hay más ejemplos de esto: agridulce, aguardiente, claroscuro, son todos válidos. También se puede forzar un poco, atribuyendo características asociadas a ciertas palabras y así plantear críticas o bromas curiosas. Se me ocurre que político honesto, cerveza sin alcohol o Inteligencia Militar encajan bien en este tipo. 😉

En cualquier caso, he pensado en unos cuantos fenómenos naturales y hechos apoyados por la ciencia que en cierta manera podríamos considerar oxímoros reales en vez de figurativos. Como he dicho antes, esto es un juego y creo que el resultado puede ser interesante. Vamos allá.

Continúa leyendo Los oxímoros de la ciencia